terça-feira, 20 de março de 2018

Alerta máxima en Pakistán para Semana Santa: la Policía instruye a católicos para evitar atentados

20 marzo 2018


Líderes católicos se han reunido con el jefe de
Policía para coordinar la seguridad de los
templos en Semana Santa
De cara a la Semana Santa y la Pascua, los cristianos de Pakistán quieren evitar que se produzcan brutales atentados durante las celebraciones religiosas como las producidas otros años y para ello con la colaboración de las autoridades blindarán los templos y formarán a voluntarios para intentar evitar estos ataques.

De este modo, grupos de cristianos voluntarios serán entrenados por la Policía antes del Viernes Santo. Para ello, colaborarán con funcionarios de la policía local para poner a punto medidas de seguridad especiales orientadas a prevenir eventuales atentados contra la comunidad católica en ocasión de la Pascua. “Estamos alerta. Habrá personal de seguridad, protéjanse ustedes y a los demás, sean cordiales y colaboren con los agentes”. Es el llamado que hace el catequista Sarfraz Victor al dirigirse a los fieles, al concluir la misa dominical en la catedral del Sagrado Corazón, en Lahore.

Brigadas de seguridad en la catedral
Según recoge AsiaNewsel anuncio fue realizado poco antes de una reunión de las brigadas de seguridad de la catedral con el inspector general de la Policía de Punjab. Los participantes hablaron acerca de la protección de las iglesias de la ciudad después del ataque suicida que el 14 de marzo dejó un saldo de 11 personas muertas, seis de ellas policías, en la ciudad de Raiwind, en la periferia de Lahore. El año pasado, las autoridades detuvieron al joven Noreen Leghari, de 19 años, que estaba planeando un ataque suicida contra una iglesia de Lahore, que sería perpetrado en Pascua. El 27 de marzo de 2016, 78 personas murieron y más de 340 resultaron heridas a raíz de un atentado que azotó uno de los parques más importantes de Lahore cuando los cristianos celebraban la resurrección del Señor.

William Arif Khan, que tiene a su cargo 25 voluntarios que completarán la seguridad de la catedral del Sagrado Corazón, afirma que este año se tomarán medidas extraordinarias: “No se autorizará el ingreso de visitantes que no cuenten con tarjeta de identidad nacional; todo parroquiano que lleve a una persona no cristiana a misa podrá ser enjuiciado; el uso de celulares y medios estará completamente prohibido dentro de las instalaciones de la iglesia”.

La catedral del Sagrado Corazón de Lahore será blindada por la Policía y por voluntarios católicos

Unidades de élite de la Policía inspeccionarán las iglesias
Durante esta Pascua, unidades de élite de la policía desarrollarán inspecciones en las iglesias”, declara Khan, agregando que su brigada será adiestrada por la policía antes del Viernes Santo. “Los voluntarios que poseen armas debidamente registradas ya están participando de las misas, armados –prosigue-. Sin embargo, aquellos que carecen de licencia no pueden hacer mucho cuando se trata de capturar a un terrorista infiltrado. Por eso, hemos pedido la policía que nos concedan permisos, a fin de proteger las iglesias”.

Los líderes cristianos llevan tiempo pidiendo que se cumpla la sentencia del 2014 por la cual la corte suprema de Pakistán dispuso la constitución de un Consejo nacional de derechos de las minorías y la formación de un comando especial de la Policía para proteger sus lugares de culto.

Reuniones de representantes católicos con la Policía
El 16 de marzo pasado, en representación de las iglesias católicas de la capital federal, Islamabad, cerca de 70 personas se reunieron con el inspector general de la policía local, Azam Taimoori para discutir acerca de la seguridad de los edificios.
Samuel Pyara, presidente del Implementation Minority Rights Forum (IMRF), afirma que “el gobierno de Punjab aún debe poner en marcha algunos procedimientos operativos establecidos, entre ellos, la instalación de vallas y el envío de francotiradores para ser apostados en las iglesias. Presentaremos una denuncia por desacato a la Corte, si siguen haciendo caso omiso del veredicto”.

“Una de las mayores preocupaciones de las iglesias de Islamabad –continúa Pyara- es la existencia de irregularidades de la Policía. La mayor parte de los agentes en servicio, en lugar de `proteger a los fieles, están ocupados con sus celulares. Además, los edificios de la Iglesia están exentos del proyecto que dispuso la instalación de cámaras de seguridad en varios lugares de la ciudad”.



in



Sem comentários:

Enviar um comentário