sábado, 22 de julho de 2017

Estados Unidos otorga la ciudadanía a Charlie Gard para seguir el tratamiento médico en el país

22 julio 2017


Charlie Gard y su padre / Crédito: Facebook de
Charlie Gard #charliesfight
La Cámara de Representantes aprobó otorgar la ciudadanía permanente al bebé inglés Charlie Gard y su familia, para proseguir el tratamiento experimental ante el mal que sufre y que ha concitado la atención del mundo entero, informa la agencia ACI.

“Acabamos de aprobar una ley que otorga la ciudadanía permanente a #CharlieGard y su familia para que Charlie pueda recibir el tratamiento médico que requiere”, tuiteó en su cuenta el congresista Jeff Fortenberry el 18 de julio. “El congresista Brad Wenstrup y yo hemos propuesto esta ley para darles la ciudadanía a Charlie Gard y su familia, para que pueda al menos tener algo de esperanza para Charlie”, dijo por su parte el también congresista Trent Franks a Fox News el 11 de julio.

A Charlie le han diagnosticado síndrome de agotamiento mitocondrial, una rara enfermedad genética que se cree que afecta a solo 16 niños en todo el mundo. La enfermedad causa debilidad muscular progresiva y puede causar la muerte durante el primer año de vida.

Los padres de Charlie, Chris Gard y Connie Yates, inicialmente buscaron llevar a su hijo a Estados Unidos para el tratamiento experimental, y recaudaron más de un millón de dólares para cubrir los costos médicos y del viaje.

Sin embargo, el hospital buscó bloquear su pedido, alegando su poca calidad de vida. El Tribunal Superior de Gran Bretaña se expresó a favor del centro médico, indicando que la terapia experimental podría causar sufrimiento y solo prolongaría el proceso de la muerte.

Los padres apelaron la decisión ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos y tras el rechazo de la medida, el hospital pediátrico del Vaticano como el Papa Francisco expresaron su apoyo a Charlie.

“El Santo Padre sigue con afecto y conmoción el caso del pequeño Charlie Gard y expresa su cercanía a sus padres”, se lee en un comunicado del 2 de julio, publicado por el vocero del Vaticano, Greg Burke. “Él reza por ellos, esperando que no olviden su deseo de acompañar y cuidar a su hijo hasta el final”, señaló.

El 30 de junio, el día en que estaba programado que se retire el soporte vital a Charlie, el Papa usó su cuenta en Twitter para enviar un claro mensaje provida a favor del bebé: “Defender la vida humana, sobre todo cuando está herida por la enfermedad, es un deber de amor que Dios nos confía a todos”.

Tras un pedido firmado por más de 500 mil personas en la plataforma internacional provida CitizenGO, Michio Hirano, el médico estadounidense cuyo tratamiento experimental fue buscado por los padres de Charlie Gard viajó el 17 de julio a Londres, Reino Unido, luego de que un juez dictaminara que podría examinar al bebé y dialogar con los médicos británicos a cargo de la salud del pequeño.

El 14 de julio, el especialista en enfermedades mitocondriales y miopatías genéticas, aceptó viajar para examinar a Charlie en persona, en el hospital Great Ormand Street de Londres.


in



Sem comentários:

Enviar um comentário