sexta-feira, 17 de fevereiro de 2017

Nomofobia, like adiction o vamping: nuevas adicciones en los adolescentes provocadas por los móviles

Esta obsesión genera importantes efectos físicos y neurológicos, alertan los expertos

La adicción de los jóvenes a los dispositivos móviles se está convirtiendo en uno de los principales problemas de las familias

ReL  16 febrero 2017

El debate sobre el uso de móviles y otros dispositivos como las tablets por parte de los menores está encima de la mesa. La preocupación de los padres es cada vez mayor ante los efectos que está produciendo.

En una entrevista para Religión en Libertad, el presitigioso neuropsicólogo infantil, Nacho Calderón ya alertaba del "grave perjuicio" que se hace a los niños y citaba algunas consecuencias de las pantallas: agresividad, déficit de atención, hiperactividad, mal humor...También el juez de menores Emilio Calatayud nos indicaba los casos que están llegando a su juzgado por menores adictos a los móviles por lo que pidió limitar la edad de acceso y su uso.

Según la encuesta del Instituto Nacional de Estadística sobre Equipamiento y Uso de Tecnologías de Información y Comunicación en los Hogares, cerca del 30% de niños menores de 10 años tiene móvil; porcentaje que se dispara hasta casi el 80% hasta los 13 años, y al 90% a los 15 años.

Por su parte, el 95% de los adolescentes de entre 10 y 15 años utiliza ordenador, y el 93% accede a Internet. Aunque el dato más revelador lo aportó un estudio realizado por investigadores de la ONG Common Sense Media, con la participación de más de 1.200 adolescentes, entre los 12 y los 18 años, y sus padres. El 50% de ellos se consideraba adicto al móvil, una cifra que los padres elevaron al 60%. 


Ahora, la web Ella Hoy habla de estas "adicciones sin droga" pero que están generando graves trastornos en los más jóvenes. Algunos de estos nuevos términos están irremediablemente unidos a los adolescentes y a cada vez más adultos:

Like adiction
Todo por un like (me gusta) o un retuit en las redes sociales. Tener un perfil actualizado, mostrarse activo subiendo fotos, comentarios, poner likes en otras publicaciones, sumar amigos… Según los expertos, la obsesión por el like desvela una necesidad de lograr aprobación o de ser legitimado en público, y no olvidemos que la adolescencia es una etapa de búsqueda de la identidad. Cuando no se logra la interacción esperada, aparece la frustración.

Vamping
Pasarse la noche sin dormir y pegado a la pantalla del móvil o del ordenador chateando o navegando por las redes sociales. Es lo que se conoce como vamping, y además de romper la rutina del sueño (esencial para estar al cien por cien al día siguiente), trae consigo cansancio, fatiga durante el día, pérdida de concentración, bajo rendimiento, irritabilidad y cambios de humor. En España también se utiliza el término phonbies para definir a los adolescentes que roban horas al sueño para estar conectados a la pantalla del móvil o tablet.


Nomofobia
Quizá sea el fenómeno más extendido y más conocido. La nomofobia (abreviatura de la expresión inglesa ‘no-mobile-phone phobia’) define la fobia o el miedo incontrolable a perder el teléfono móvil o a salir de casa sin él. Hay otros síntomas que pueden aparecer, como ansiedad, malestar general, irritabilidad, negación, sentimiento de culpa y baja autoestima.

in



Sem comentários:

Enviar um comentário